logo

ABSCESOS – DIVIESOS - GRANOS

 

 

Los abscesos son colecciones de pus producidas por infección bacteriana que ocupa un espacio en cualquier tejido de cualquier órgano.

El proceso se inicia tras un traumatismo o por extensión a partir de otra zona infectada o a distancia del foco infectado, por diseminación o por perforación de una víscera abdominal.

La necrosis celular producida por cualquiera de estas causas induce acumulación líquida y de leucocitos, formación de pus más necrosis celular que genera y hace crecer el absceso.

Los signos que lo identifican son la hinchazón propia del absceso y el calor, dolor y fiebre más celulitis local que le acompañan.

A veces, el proceso induce incluso anorexia y pérdida de peso. Otras veces, las complicaciones incluyen bacteriemia, hemorragias y extensión grave de la infección.

La cura lógica será el desbridamiento y apertura con drenaje del absceso. La reabsorción completa del tejido necrosado impedirá la acumulación posible de calcio en la herida con la subsiguiente formación quística dura.

Los abscesos se definen por el tejido en que se emplazan y brevemente los señalamos así:


 

·        Absceso alveolo dentario.

·        Absceso anorrectal.

·        Absceso cerebral.

·        Absceso epidural.

·        Absceso submaxilar.

·        Absceso esplénico.

·        Absceso dérmico.

·        Absceso folicular.

·        Absceso faringe maxilar.

·        Absceso gingival.

·        Absceso hepático.

·        Absceso intraabdominal.

·         Absceso en mano.

·         Absceso pancreático.

·         Absceso metastático.

·         Absceso glandular.

·         Absceso parafaríngeo.

·         Absceso pélvico.

·         Absceso perirrenal.

·         Absceso periapical.

·         Absceso prostático.

·              Absceso pulmonar.

·              Absceso retroperitoneal.

·              Absceso óseo.


 

Cada uno de ellos puede precisarse más pero lo verdaderamente útil es determinar la etiología exacta en que se gestan y la biología exacta en que se reproducen.

 

 

ABSCESOS Y MEDICINA BIOLÓGICA

 

Frente a cualquier absceso, forúnculo, divieso, es decir frente a cualquier grano, externo o interno, todo terapeuta que se preocupe de entender las causas de una patología debe pensar que está frente a un Calor Tóxico, es decir, frente una biología de hipersensibilidad inmunitaria.

Por consiguiente, el control del Calor Tóxico (B-1) es clave en la mayor parte de los granos y abscesos en cualquier área corporal. No obstante, como son frecuentes las asociaciones de síndromes en las que se confeccionan terrenos de abscesos, las describimos sucintamente todas aquí incluyendo aquellas pocas que no tienen etiología de Calor Tóxico.

1.           Abscesos, forúnculos internos o externos en terreno de Calor Tóxico. TRATAMIENTO BIOLÓGICO: BA-1 y F-611.

 

F-611: Arctium Lappa, Fumaria Officinalis, Eucaliptus Gloublus, Tilia Argentea, Salix Alba L.

 

2.           Calor Toxico asociado a Viento-Calor-Humedad. Es decir alta reactividad inmunitaria ligada a edema y calor metabólico en un punto. TRATAMIENTO BIOLÓGICO: B-1, B-12, quizás también B-2 más F-611.

 

3.           Calor Tóxico asociado a Estancamiento de Sangre y Qi. TRATAMIENTO BIOLÓGICO: B-1 y B-3 ó B-6 y B-3QH más F-611.

 

4.           Calor Tóxico especificado en garganta (anginas con placas de pus, otitis media supurante, adenopatías en garganta o cuello, gingivitis). TRATAMIENTO BIOLÓGICO: B-1 y F-611.

 

5.           Calor Tóxico asociado a Humedad Calor y Vacío de Yin. Observar este triple síndrome de edema, calor inmunitario y calor por Vacío de Yin. TRATAMIENTO BIOLÓGICO: B-1, B-12 y B-5.

 

6.           Calor Tóxico asociado a Plenitud Fuego de Hígado. Este terreno induce abscesos en cualquier punto asociado a exceso hepático. TRATAMIENTO BIOLÓGICO: B-1, B-2 y F-611.

7.           Calor Tóxico asociado a Calor de la Sangre y a Estancamiento de Sangre. Es decir, exceso reactivo inmunitario, exceso enzimático hemático y tendencia a estancar sangre en la circulación. TRATAMIENTO BIOLÓGICO: B-1 y B-3.

 

8.           Abscesos y diviesos en escroto, como toda infección en el ámbito genital, estos abscesos se explican en terreno de Estancamiento de Qi asociado a Estancamiento de Sangre y a Calor Tóxico. TRATAMIENTO BIOLÓGICO: B-1, B-3QH y B-3 más F-611.

 

9.           ABSESO DE PULMÓN: Calor de Pulmón asociado a Vacío de Qi de Pulmón y asociado también a Calor Mucosidades. Obsérvese con detalle este terreno que liga dos excesos metabólicos a una deficiencia (enzimática) en la trama misma del parénquima pulmonar. Calor y Frío a la vez en el metabolismo pulmonar. TRATAMIENTO BIOLÓGICO: B-1 y F-101 un día y F-7 y F-104 al siguiente.
 

F-101: Papaver Rhoeas, Althaea Officinalis, Agrimonia Eupatoria, Citrus Aurantium Sinensis.


 

F-7: Junglans Regia, Cupreessus Semper Virens, Inula Helenium, Origanum Jaorana, Sygizium Aromaticum.

 

 

F-104: Thimus Vulgaris, Zingiber Oficiinalis, Origanum Compactum, Inula Helenium. Cinnamomus Verun.

 

10.      ABSCESO INTESTINAL: Todo absceso intestinal se define en los siguientes síndromes más o menos evidenciados en cada caso. TRATAMIENTO BIOLÓGICO:

·                Calor Tóxico (B-1).

·                Estancamiento de Sangre  (B-3).

·                Humedad-Calor (B-10).

 

11.      ABSCESO CRÓNICO: He aquí una circunstancia específica. Un absceso que cronifica. La cronificación explica un Vacío de Qi, es decir una deficiencia enzimática y/o neuroendocrina pero asociada a una anemia o preanemia y quizás algo de Vacío de Yin y a un Estancamiento de Sangre y Qi.

Conviene conocer este terreno con detalle porque no solo se entienden los abscesos crónicos sino la fatiga, la inapetencia, la anemia y los desfallecimientos, la palidez y el pulso sin pulso que completan en cuadro en que estos abscesos se establecen.

 

12.      ABSCESO PURULENTO Y CRÓNICO: Estos procesos señalan una deficiencia de la “energía sana” del organismo de la sangre. En esta circunstancia (Vacío de Zheng-Qi) se asocia cierto Calor Tóxico y una obvia debilidad linfocitaria lo que eterniza la colección de pus.

TRATAMIENTO BIOLÓGICO: Se precisa B-1 y B-9 más B-4 a dosis importantes más B-142.